Diez minutos de masaje, terapia eficaz para combatir el estrés

 Sólo diez minutos de masaje ayudan de forma eficaz como terapia para combatir el estrés


Sólo diez minutos de masaje bastan para que sea una eficaz terapia; permitirse esos minutos de masaje se demuesta que aumentan significativamente la relajación tanto a nivel físico y mental. 

Una investigación científica que ha sido recientemente realizada por los psicólogos de la Universidad de Konstanz, en el suroeste de Alemania, concretamente en el Estado de Baden-Württemberg fronterizo con Suiza.

Dicho estudio objetivó unos niveles mucho más altos de relajación psicológica y como esta influía tabién en la relajación fisiológica de los pacientes con tan solo diez minutos de masaje.


El estrés es un factor mucho más importante de lo que aprece en nuestra salud, mantenido en el tiempo el estrés puede llegar a ser grave y producir cambios fisiológicos, estructurales... Así pues el estrés mantenido en el tiempo conduce a un aumento de la producción de cortisol o adrenalina. Estos factores incrementan la presión arterial, alteran el sueño, producen espasticidad en los tejidos con la inherente rigidez y conducen incluso a algo tan grave como lo es el estrechamiento de las arterias. 

Como consecuencia directa de todo esto perjudica a la memoria, la concentración, disminuye las defensas... 
El estrés elevado está relacionado con un más que significativo incremento del riesgo de poder sufrir depresión, diabetes o incluso algo más grave como un infarto.

El anteriormente citado estudio por la Universidad germana de Konstanz demuestra que con un masaje, de diez minutos, se induce a una inherente relajación psicológica y fisiológica en los pacientes que reciben dicho masaje.

Scientific Reports, ha publicado dichos estudios donde se concluye que el masaje a corto plazo puede reducir el estrés psicológico y fisiológico. Dicha eficacia sería consecuencia directa del resultado directo mediante manipulación manual del aparato locomotor; induciendo a la relajación del sistema nervioso parasimpático (SNP).

La investigación científica realizada por los psicólogos de la Universidad de Konstanz destaca que el masaje es una intervención fácil para conducir a una reducción del estrés mental, además, futuros estudios podrán mejorar la comprensión de la relajación y su papel en el manejo nomedicamentoso del estrés.

Los expertos psicólogos de la Universidad de Konstanz reunieron dos grupos tratados con dos tipos de masajes diferentes: 

El grupo A) Masaje de cabeza y cuello para estimular de forma activa el SNP aplicando presión de forma moderada sobre el nervio vago (Nervus vagus, conocido como neumogástrico, responsable, de tragar, del reflejo de la náusea, ciertos sabores y parte del habla. Es el nervio más grande que discurre hacia este sistema). 

El grupo B) Masaje de cuello y hombros, un masaje realizado con suaves movimientos neurosedantes, más similares a las caricias para poder así examinar si el simple toque sutil del masaje también puede ser relajante y medir dichos efectos.

También, se evaluó el efecto del descanso sin masaje para un tercer grupo de control sentados en silencio en una mesa. Tanto el descanso como cualquiera de los masajes resultaron en reducción psicológica y fisiológica del estrés.

 Conclusiones:

Todos los participantes se sentían más relajados y menos estresados, además, todos mostraron variabilidad de la frecuencia cardíaca, lo que demuestra que el SNP se activó y el paciente se relajó con solo descansar. 

El mejor resultado se obtiene con masaje:

El efecto fisiológico fue mayor cuando recibieron masaje. Sin embargo, no se diferenció entre masaje suave o moderado. El contacto fisico pautado a modo de masaje en general parece mejorar la relajación del cuerpo. 


Mi lista de blogs